Cuidados de una persona con Alzheimer


El Alzheimer es el tipo de demencia más común entre la población mundial, se estima que esta enfermedad en vez de disminuir tenderá a incrementarse en los próximos años. Las personas que son diagnosticadas con Alzheimer, presentan una respuesta diferente ante la evolución de la enfermedad y sus tratamientos, esta es una enfermedad neurodegenerativa, lo que hace referencia a un deterioro constante en el tiempo. Este es un reto no solo para quien sobrelleva la enfermedad, sino también para sus cuidadores. Pensando en ellos hemos seleccionado unos consejos muy útiles a la hora de cuidar a un paciente de Alzheimer, tips que no solo mejorarán la calidad de vida del afectado sino también la de su cuidador.


  • Sé paciente: sin duda es lo más importante a la hora de tratar a una persona con Alzheimer. La paciencia, cariño y positividad son herramientas clave para sobrellevar la enfermedad de la mejor manera. Puede que tu ser querido te haga múltiples preguntas o que te sea difícil contestarle las preguntas más sencillas, si es así, puedes sugerirle algunas palabras para ayudarlo. Permanece atento a los gestos y lenguaje corporal de la persona pues estos te permitirán atenderlo oportunamente.

  • Cuida tu comunicación: mantén un entorno de confianza y comprensión. llama al paciente siempre por su nombre, presta atención a su lenguaje corporal y actitud a la hora de tratar a su ser querido. Usa distintos medios para dar a entender tu mensaje y que este siempre sea lo más corto posible para evitar confusiones.

  • Realiza un seguimiento de la enfermedad: te aconsejamos que lleves un seguimiento de la evolución de la persona, , pregunta a tu médico tratante por la valoración geriátrica integral. Escribe con fecha los cambios que presente en todos los aspectos, esto con el fin de tener una información más ordenada en los chequeos médicos.

  • Programa con anterioridad una rutina: esto te permitirá facilitar las tareas diarias como vestir o alimentar a la persona con Alzheimer.

  • Presta atención al sueño del paciente: cuida la hora de dormir, es usual que la persona que padece Alzheimer se sienta confundida o desorientada por lo que le será difícil conciliar el sueño, procura evitar las siestas durante el día y crea un ambiente tranquilo y propicio para un buen descanso.

  • Evita dejarlo solo: es importante que siempre tengas en cuenta en qué lugar se encuentra tu ser querido, no lo dejes solo durante mucho tiempo, evita que deambule o salga sin supervisión. Mantén la puerta con seguro y si es necesario usa distintas herramientas tecnológicas para que puedas supervisarlo de manera remota.

  • Ten cuidado con su entorno: presta atención a los elementos que podrían ser un potencial peligro para tu ser querido como los medicamentos, utensilios de cocina, herramientas, productos de limpieza, entre otros.

  • No lo sometas a situaciones desconocidas: evita las multitudes, cambios de rutina o de horario que podrían llegar a confundir aún más a la persona con Alzheimer.


Entre más transcurra el tiempo podrás adaptarte mejor a la situación de tu ser querido. Te recomendamos permanecer informado y seguir las sugerencias de tu médico.


Conoce todos nuestros servicios para el cuidado del adulto mayor aquí.